Puedo escribir los versos más tristes esta noche

17 enero 2016

20151110_164243.jpg

El mar. La mar. El mar. !Solo la mar!

Tu inocencia como un mar en que vives
qué pena a ti alcanzarte, tú sola isla aún intacta.

La tropa de la mar bien sus armas menea
y lanzáronse a herir todos, diciendo: -“¡Ea!”

¿Qué desoladas aguas, costas solas,
qué mares invisibles, mar, alías?

Morir quisiera en el viento
como la gente de mar
en el mar.

Escrito con los pies mojados en las aguas de una playa del océano Atlántico por Chicho Valentino basado en poesías de mar y ultramar el día de la entrada en vigor del pacto nuclear con Irán.

A %d blogueros les gusta esto: