Puntos suspensivos . . .

29 marzo 2010

… cuando no tengo nada que decir, hacer o amar me quedo como entre puntos suspensivos … y arde el sentimiento de estancamiento entre las oquedades de madera caliente. El orgullo aniquila la breve mirada y la rueda sigue girando. Me siento como contenedor de otras luces, de otras llamas, de otros vientos lejanos que me susurran olas de vapor y flama. Y yo entre suspensivos puntos sin nada que decir, hacer o amar… me quedo mirándote como te apagas.

Bookmark and Share

A %d blogueros les gusta esto: